Contrario a lo que muchas personas pueden pensar, un elevador atorado no implica un riesgo para la vida, puesto que el mecanismo con el cual está diseñado, impide el desplome del mismo, por lo que solo necesitas pensar en cómo salir del ascensor.

Antes de caer en pánico, revisa el tablero del elevador, ahí encontrarás un botón distinguido por una figura de campana. Presiónalo, pues emitirá una alarma lo suficientemente fuerte para que te escuchen entre los pisos donde te quedaste, además de estar conectada con el administrador del edificio.

Si temes quedarte sin aire, te informamos que no tendrás ningún problema. Los elevadores están diseñados con un sistema de aireación, el cual ayudará a la circulación del aire en todo momento.

¿Entonces qué hacer? Sencillo: guardar la calma, presionar el botón de ayuda, comunicarte (de ser posible) vía celular con alguien que pueda ayudarte, sentarte y esperar. Cuando los servicios de rescate lleguen, lo recomendable es cooperar en todo lo que te pidan y recuerda: nunca intentes salir.

Para evitar que los elevadores de tu casa, oficina o negocio se descompongan, apóyate en nosotros, en Ascensores y Montacargas ETV damos mantenimiento a las instalaciones.